The Brighton Port Authority

Tenemos leyendas de la música para el desayuno: The BPA, desglosado como The Brighton Port Authority y su primera producción de estudio I Think We’re Gonna Need A Bigger Boat.

The BPA
I Think We’re Gonna Need a Bigger Boat
Southern Fried Records

The Brighton Port Authority es un proyecto de Norman Cook, alias Fatboy Slim. A lo largo del disco aparecen quince colaboraciones de diferente artistas, por lo que junto a Norman Cook, pensamos que van a necesitar una embarcación más grande.

PROS

La primera cualidad de I Think We’re Gonna Need a Bigger Boat es sin duda la variedad. No sólo porque la mente maestra detrás del proyecto es Norman Cook, sino por la aparición de Iggy, David Byrne, Dizzee Rascal, Jack Peñate, Pete York, Martha Wainwright, Simon Thornton, Emy The Great, Conan, Ashley Beedle, Justin Robertson, Thomas Gandy, Lateef, Jamie T y Olly Hite, quienes hacen del álbum una fiesta polifónica y divertida.

El título de la producción es parte del diálogo del primer Blockbuster del mundo: Jaws. No es extraño que por su tripulación numerosa, Norman Cook haya elegido dicha frase, y sin duda en el viaje por este álbum se mojaran con sus refrescantes olas sonoras, y se fascinarán, al escucharlo con audífonos, por los paneos que del auricular izquierdo al derecho acarician los oídos como un masaje en estéreo.

Por tracks como “He’s Frank” y la ya conocida “Toe Jam” en la que aparecen David Byrne y Dizzee Rascal, Norman Cook nos hace pensar que ser adulto no tiene sentido, y nos invita a bailar sin pena a vernos tontos, así que cualquier paso de baile es bienvenido.

CONTRAS

Se necesitan pantalones para ponerle sus “peros” a un grande, Norman Cook ha encontrado pretextos para hacernos bailar en la mayoría de sus proyectos, pues logra atraparnos con ganchos pop y algunas frases pegajosas. Sin embargo, I Think We’re Gonna Need a Bigger Boat, parece ser el navío para una docena de canciones que no parecen tener una gran conexión entre sí, después de todo la voz en cada una de ellas es de un artista diferente.

La historia de The BPA dice que unas cintas con grabaciones de los setenta fueron encontradas en un almacén del puerto de Brighton. Eso es si las mandaron de los setenta a ser producidas en los dosmiles y de regreso a 1970 para esperar en una caja polvorienta hasta el 2008. La producción está repleta de sonidos más actuales, y de cierta forma, partes de los tracks se sienten como algo que ya habíamos escuchado antes.

Un álbum así no pierde notoriedad por su producción, si te hace bailar funciona y ya. Sin embargo, algunas parecen ser un pretexto para que estos doctores de la música se luzcan una vez más. Hay tracks de realización muy sencilla como “Should I Stay or Should I Blow”, en el que un sampleo de una guitarrilla surf y el mismo riff se repiten a lo largo de la canción. Sin olvidar el cierre del álbum “So it Goes” con la voz de Olly Hite, donde ABBA parece materializarse en forma de teclado.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s